fisioterapia

No vayas a fisioterapia, que está inflamado.

¿Alguna vez te han dicho esta frase en una consulta médica? Estoy segura de que si no la has escuchado, la escucharás a lo largo de tu vida si alguna vez tienes una lesión musculoesquelética.

Esta historia viene ya de muy largo, pero aún hoy en día, las personas siguen cancelando citas porque el/la médico/a les ha dicho que su tejido está inflamado y que deben esperarse para ir al fisio. ¿Cómo?

Ya que estamos abriendo el melón, voy a hablar de dos casos concretos, que así, todo se ve más fácil:

Ejemplo 1: Dolor de cuello/espalda

Todos/as, nos hemos levantado con dolor de cuello algún día. Si nos ceñimos a la fisiología, una contractura es un aumento de tono del músculo por una activación del mecanismo contracción-relajación (sin que haya habido orden nerviosa para activarlo). 

Por lo tanto, y excepto que haya habido un traumatismo previo, no hay inflamación, así que según el criterio “que no te toquen porque está inflamado”, podríamos tratar perfectamente desde el día 1. 

Ejemplo 2: Esguince de tobillo

En el caso de un esguince de tobillo, si hay un traumatismo previo, que produce un proceso fisiológico de inflamación. Esta inflamación es clave para iniciar los mecanismos de reparación del tejido y dura aproximadamente 72 horas.

En este caso, podemos drenar las posibles sustancias de desecho (hematoma) que se hayan generado con el traumatismo y lo más importante, bloquear SOLO el movimiento necesario, dejando el resto de movimientos y articulaciones libres. 

Hacer una inmovilización completa del tobillo cuando solo hay un ligamento (o como mucho dos) afectados, es como castigar sin recreo a una clase entera porque un alumno se haya portado mal. ¿No os parece injusto? Porque lo es, y al final, dará problemas a largo plazo. 

…Y así una larga lista de patologías tratables desde el primer día…

Para explicar el por qué se puede (y se debe) tratar prematuramente las lesiones musculoesqueléticas, voy a basarme en un concepto llamado la PLASTICIDAD TISULAR.

“La plasticidad tisular es la capacidad de los tejidos para adaptarse a los estímulos mecánicos o químicos con el objetivo de mejorar la capacidad funcional o la eficiencia a la hora de recuperarse de una lesión y sirve como base para el ejercicio, la rehabilitación y la fisioterapia.” (1)

La experiencia clínica ha demostrado los beneficios de la fisioterapia para mejorar los resultados de la mayoría de las lesiones musculoesqueléticas, ahora también nos avala la evidencia científica:

Un estudio prospectivo en el que se analizaba la evolución de las fracturas de tobillo con fijación quirúrgica, demostró que las personas tratadas con carga parcial temprana asociada a otras técnicas de fisioterapia mejoran más el rango de movilidad de tobillo a las 12 semanas más que las que no recibieron ese tratamiento temprano . En este estudio, la fisioterapia empezaba el día después de la cirugía de tobillo. (2)

Ya en un estudio de 1986 se habla de los beneficios de la movilización y rehabilitación temprana en el tejido(3):

  • Se minimizan los efectos de la inmovilización: disminución de la capacidad aeróbica, pérdida de fuerza o de masa muscular.
  • Evita que aparezca la disminución de la resistencia de huesos y ligamentos propia de la inmovilización y que puede favorecer las recidivas.
  • Se favorece el crecimiento de fibras de colágeno y su correcta alineación.
  • Reduce la formación de adherencias.
  • Se mantiene o aumenta la propiocepción tras la lesión.
  • La nutrición del cartílago mejora. 

LA FISIOTERAPIA EN LAS LESIONES AGUDAS (inflamación)

La fisioterapia y la movilización precoz, deberá estar adaptada a cada una de las etapas de la recuperación tisular y a su fisiología:

  • Daño: protección (con vendajes funcionales, por ejemplo)
  • Inflamación: Control del dolor y reducción de inflamación 
  • Regeneración: Cargas controladas y/o ejercicios en isometría o en rango no doloroso.
  • Remodelación: Trabajo de fuerza, resistencia y propiocepción y readaptación. 

Con todos estos datos delante, puedo afirmar sin temor a equivocarme, que la atención precoz (con y sin inflamación) en fisioterapia no solo no es peligrosa, sino que está indicada ya que acelera la recuperación, mejora el pronóstico de nuestra patología y reduce las posibles secuelas. 

Por eso, la próxima vez que alguien te diga que esperes porque todavía está muy agudo/inflamado/reciente…, no tengas miedo, recuerda ésta lectura y busca a un/a fisioterapeuta actualizado/a, que adapte su tratamiento a cada una de las fases de recuperación y a tus propias características. 

¿Tienes dudas? ¡Te leo en comentarios!

(1)Greising SM, Corona BT, Call JA. Musculoskeletal Regeneration, Rehabilitation, and Plasticity Following Traumatic Injury. Int J Sports Med. 2020 Jul;41(8):495-504. 

(2)Jansen H, Jordan M, Frey S, Hölscher-Doht S, Meffert R, Heintel T. Active controlled motion in early rehabilitation improves outcome after ankle fractures: a randomized controlled trial. Clin Rehabil. 2018 Mar;32(3):312-318.

(3)Kellett J. Acute soft tissue injuries–a review of the literature. Med Sci Sports Exerc. 1986 Oct;18(5):489-500. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.